Seguidores

miércoles, 29 de agosto de 2012

Tu otra vez- capitulo 9

Anoche volvi a soñar contigo, pero esta vez fue distinto, esta vez estabas ahi al pie de mi cama como hace años, cuando eras parte de mi vida y nos amabamos.

Estoy confundida... porque ahora mi mente viene a jugarme estas malas pasadas, ahora que mi vida esta completamente ordenada y recien vuelvo hacer yo, o bueno casi yo, ¿por que?.

Desde ese dia que te fuiste y me dejaste en medio del bosque sola y con el corazon destrozado, nunca mas volvi a verte de esa manera tan real...no entiendo...¿Porque TU OTRA VEZ?





La decisión


Cuando llegamos a casa Jake me acompaño hasta la puerta, depositando un beso muy tierno en mis labios, que nuevamente me hizo estremecer. Era tan distinto cuando me tomaba en el bosque, con esa fiera necesidad que ahora que me besaba para que me durmiera pensando en su boca.


-Bells, debo irme, las cosas no están muy simples últimamente, debo pasar mucho tiempo patrullando la Push y no tendremos todo el tiempo que teníamos antes para estar juntos, por lo menos hasta que atrapemos a la colorina.- me dijo mientras me miraba con sus hermosos ojos rasgados.


-No te preocupes tanto por mi Jake, yo estaré bien- le dije para tranquilizarlo mientras rozaba su cabello incipiente, me estaba empezando acostumbrar a su nuevo corte de cabello.


-Me preocupo porque eres mi mujer y lo que más amo en este mundo- dijo y me abrazo- perdóname por ser tan estúpidamente celoso.


-Te perdono- le dije mirándolo a los ojos de manera irónica, lo que hizo que ambos soltáramos una carcajada.


-Quiero que te vengas a la Push por estos días, hasta que agarremos a la Colorina. Sé que a Charly no le importara y Billy estará encantado.


-¿Y qué hago con mi trabajo Jake?, es imposible, tampoco puedo dejar a Charly solo aquí, ella podría acabar con él solo para herirme y yo no me lo perdonaría jamás.


-Mmm, es complicado, bueno pensaré que podemos hacer. Me voy amor, un beso.


-Tranquilo, no lo pienses tanto, yo no me moveré de aquí- le dije abrazándolo por el cuello otra vez.


-Ok- dijo volviendo a su moto- eso sí que te pido que hables con la garrap… con tú ya sabes, no lo quiero más cerca de ti. Por el momento es bueno que los Cullen estén en los alrededores, porque asi estas doblemente protegida, pero una vez que hables con él, no quiero verles ni el polvo…, además tienen este lugar infectado con su pestilencia- me dice con el ceño apretado.


-Ok, hablare con él- le dije asintiendo obedientemente con la cabeza.


-Sí, la verdad es que no quiero que ni él ni su familia se te acerquen más – me dijo muy serio


-Pues eso será imposible, porque ya sabes que Alice es una gran amiga y la quiero mucho- dije sin ánimo de transar para nada con ese tema.


-¿Una gran amiga que ni llamo, ni te escribió ni una letra en cinco años?, ¡vaya una gran amiga!- dijo enojadísimo.


-¡Eso no es de tu incumbencia!- le digo molesta ahora yo.


- Te equivocas, todo lo que tiene que ver contigo es de mi incumbencia, ¡tú eres mía!- dice y sus hermosos ojos pardo se vuelven oscuros, por un momento esa mirada me da miedo.


-Ok, tampoco es para que te pongas asi, solo te recuerdo que soy persona y no un objeto, por lo que hasta el fin de mis días yo soy quien decide por mí, ¿ok?


-Ya Isabella Swan, haz lo que quieras, al fin y al cabo siempre lo has hecho- diciendo esto da media vuelta y se dirige a su moto.


Yo salgo corriendo y lo abrazo por la espalda para meter mis manos en sus bolsillos y tocar su masculinidad con ambas manos, uff, como me gusta calentarlo asi.


-Solo se una cosa,… esto sí que es mío- le susurro en el oído mientras le muerdo el lóbulo.


-Basta Bell, ya sabes cómo me ponen tus juegos- responde molesto- y sabes que esa es la única manera que termino perdonándote todo, ¿no?- me mira y sonríe de medio lado.


Al fin, me da un buen agarrón en el trasero y se marcha, zumbando por el camino.


Me quedo mirándolo, “¿en verdad lo amo o es que lo deseo como una loca?”, viene a mi ese pensamiento por primera vez.


Charly ya está en casa, cuando entro me mira y me pregunta si cene, entonces reparo en que no he comido nada desde que salí de casa por la mañana, claro comí pero de otra manera, me sonrío para mis adentros con mi sucio pensamiento.


-Creo que me preparare un sándwich y me iré a la cama Papá estoy agotada- le respondo mientras cruzo el salón para ir a la cocina. Mientras preparo algo para cenar, recuerdo mi última conversación con Edward Cullen y mi estómago da un vuelco, debo decirle que se marche para siempre pero no tengo las fuerzas necesarias. Mi alma se aprieta contra mi pecho y mis manos sudan tanto que el plato que llevo en las manos casi resbala.


Subo por las escaleras y sé que él estará allí cuando entre, porque “me está protegiendo”, según él, debo respirar hondo antes de abrir y mantener la cabeza fría, en silencio repito una y otra vez, “mi vida está tranquila, tengo un novio y nos amamos”, mientras más lo repito más irreal se vuelve. Paro en seco y doy vuelta el pomo de la puerta.


Entro despacio y con cada paso compruebo que él no está, dejo el plato y la taza de té en la mesita de noche y miro en 360 grados por mi pieza, luego abro la ventana de mi pieza y no veo a nadie, empiezo a llamarlo en voz baja y luego cada vez más fuerte desde la ventana, pero no causo ningún efecto, cuando volteo veo a mi padre de pie en el umbral de la puerta mirándome con la mirada más sorprendida que he visto jamás.


-Subiste sin decir buenas noches Isabella. ¿Qué haces asomada ahí?- me dice libido.


-Eh... respiro un poco- le digo intentando parecer sincera.


-¿Estabas llamando a Edward?, ¿te estas volviendo loca, o esta allá abajo?, me dice pasando por mi lado y asomándose luego, para cerrarla y echar el pestillo cuando vuelve a la puerta.


-Isabella, ya sé que no tienes edad ni para castigos ni reprimendas, pero te lo digo muy en serio, como vuelvas a abrir tu corazón a ese hombre que destrozo tu vida, tu tampoco volverás a poner un pie en esta casa- dice y se queda esperando mi reacción.


-muy contenedor de tu parte, muchas gracias- le digo


-No se trata de ser más o menos amoroso, ese hombre hija te llevo a lo más bajo que puede llevar un hombre a una mujer… al borde de la locura, ¡no quiero saber de él!, ¡no quiero que se te acerque! Y si me obligas pondré una orden de alejamiento en su contra,…que ganas de meterlo a la cárcel a ese desgraciado- dice Charly con los dientes apretados.


-Pues ese día yo cerrare las puertas de mi vida a tu existencia, ¿me oíste? , tengo sueño y quiero dormir, buenas noches Charly- digo y volteo para abrir mi cama y dar por terminada la conversación.


Mi padre se retira dándome un portazo por primera vez en su vida y yo ni siquiera miro en dirección a la puerta. Cuando volteo Edward está parado detrás de mí.


-¿De verdad harías eso?- me dice mirándome asombrado- aun después de todo lo que hice, enfrentaras a tu padre por mí.


Verlo asi de pronto en mi habitación sin haberme preparado antes me dejo sin respiración, era realmente bello, Edward Cullen es como un poema.


-Si- fue lo único que atine a decir mientras luchaba por salir de mi embrujo.


Él me abrazo y yo me quede sin fuerzas para decirle lo que Jake me había pedido. Estaba ahí nuevamente entre sus brazos, parecía que nada más importaba, yo me sentía terriblemente a gusto, malditamente en paz, ¿por qué?, ¿estaba destinada a no ser feliz jamás?, ¿era ese el mensaje que me quería dar la vid? De un movimiento él se alejó.


-Bella perdóname, pero estas totalmente impregnada de él- dijo con un dejo de dolor en sus ojos.


-Lo siento, estuve con Jake- dije como pidiendo perdón.


-Lo sé- dijo el bajando la mirada- ¿ustedes… ehh… estuvieron juntos hoy?- dijo con voz contenida y entrecortada.


-¿Debo contestarte?- le dije desafiante.


-No es necesario… ya lo hiciste- respondió y luego se sentó en la única silla que había en mi habitación.


Se quedó en silencio por un par de segundos que yo interprete como una reprimenda.


-¿Cuál es tu problema?, bien sabes que es mi novio… ¿Qué crees que hacen los novios?- le dije molesta mientras buscaba mi pijama.


-Nosotros nunca hicimos eso y éramos novios, ¿no?- dijo el molesto


-Pues yo creo que eso es algo que no repetiría con nadie- digo bastante enojada.


-¿Qué?, respetar a tu novio y esperar hasta estar legalmente unidos, ¿entregarse por entero y no a medias?- me dijo devolviéndome el sarcasmo


-Eso sería muy cierto si estuviéramos en el siglo XV, pero han pasado seis siglos querido y la gente no debe estar amarrada a un contrato para amar, y sabes lo que te digo, me encanta mi vida asi, disfruto del hombre que amo y el disfruta de mí, ¿es tan malo eso?- le dije ahora sin miramientos ni pudor.


Edward se paró y rápidamente se dirigió a la ventana.


-Ahí va otra vez Edward Cullen, huyendo… es como parte de tu vida- le dije desafiándolo


Él se volteo a mi lado y me tomo por los hombros.


-¿Tú crees que yo no tenía ganas de “disfrutarte” o que me “disfrutarás” como dices tú?, pues no me conoces nada, no te das cuenta como mi piel fría hierve con solo una mirada tuya,… ¡no!, no lo sabes porque jamás te tuve asi… ¿cómo puedes decir que no quiero o no siento nada?… Bella soy de otra época, contenerse tenía que ver con el respeto que sentía por nuestro amor, con las ganas de tenerte para toda la eternidad, aunque eso no lo hacía malditamente frustrante- dijo mirándome a los ojos, ahí estaba nuevamente a punto de besarme y caer nuevamente en sus brazos para no volver más.


-¿Y qué te detiene ahora?- dije nuevamente desafiándolo sin pensar en lo que le pedía, solo sentía mi entre pierna absolutamente húmeda- ahora que ya no somos nada.


-No eres mía- me dijo sin dejar de mirarme


-Nunca deje de ser tuya- dije y luego hundí mis manos en su cabello para acercar su boca a la mía mientras sentía como el gemía con dolor.


Ese beso fue eterno y como sabía que él no se desnudaría por voluntad propia, yo lo hice por él, primero me saque la camisa y me quede en sostén y luego le saque su chaqueta, su mirada seguía mis ojos sin pestañar, estaba asustado. Luego desabroche su camisa y su boca volvió a besarme.


-Bella …bella, ¿qué haces?- me dijo mientras seguía besándome.


-Hago lo que debí hacer hace mucho tiempo, hacerte mío- le dije al oído para volver nuevamente a besarlo.


-¿Pero y Jacob?- responde mientras bajo su camisa por los hombros sin dejar de mirarlo.


Edward gime sonoramente.


-Amor, no hagas tanto ruido, como se nota que nunca tuviste sexo con los padres en la habitación contigua- le dije sonriendo.


-¿Tú lo has tenido?- me dijo mirando con cierta tristeza y me saca un poco del embrujo del momento.


-Eh…pues,.. Si- le digo un poco avergonzada.


-¿Con él?- dice con la misma sensación de tristeza


Me calle y me aparte, la magia se ha roto, entonces busco en lo profundo de mí las fuerzas para hablar del tema y le doy la espalda.


-Con él, solo con él ha sido todo- le digo sin poder hablarle de frente.


-¿Fue amable contigo?, digo… la primera vez?- dice tímido.


-Fue maravilloso- le digo rápido para que no duela tanto.


-“Maravilloso” repite en voz baja… me alegro- dice triste.


Entonces no aguanto más y me doy vuelta para enfrentarlo


-Te das cuenta como lo malograste todo, como enredaste todo y ahora mi vida es un lio, la de Jake una angustia y la tuya una mierda!- digo furiosa


-Bella, ¿Qué más puedo hacer que pedir perdón?- dice Edward suplicando una vez más.


-Podrías devolver el tiempo y sacarme esta pena que me tiene convertida en una amargada, devolver mis ganas de vivir y dejar de respirar cada día solo para tener la oportunidad de estar viva el día que volvieras a Forks y aparecieras por esa ventana suplicándome que te perdonara aun cuando fuera en 50 años más, ¿sabes cómo se siente que el tiempo pase, y darte cuenta que con cada día que transcurre me alejo más de ti y de mi oportunidad de quedarme a tu lado para siempre?.- digo ahora ahogando un sollozo.


-Ya sabes que eso nunca me importo- me dice tomando mis hombros


-¡Pero a mi sí!, tampoco reparaste en eso, ¿no?, sabes lo que pasa, nunca entendiste nada y sigues sin entenderlo, o quizá yo soy una imbécil que no para de entender que un vampiro jamás podría excitarse con una humana, simple y vulgar como yo.


No supe como en un abrir y cerrar de ojos estaba de espalda en la cama y Edward estaba sobre mi desnudándose a toda velocidad y sus ojos eran totalmente oscuros.


-Pues te daré lo que buscas, no digas que no te lo advertí, esta noche tendrás eso que tanto anhelas


-¿Me vas a convertir?- le dije jadeando de emoción.


-Esta noche voy a tomar de ti lo que debí hacer hace mucho, pero no te aseguro nada, quizá esto nos mate a los dos, pero lo hare por ti, lo intentare por ti- me dijo con voz entrecortada, no sé si por el miedo o la excitación.


Entonces cerré los ojos y lo sentí acercarse a mi cuello lentamente, yo solo esperaba que todo sucediera rápido. El tiempo pasaba y no sentía las punzadas rasgando mi cuello, abrí los ojos y quede maravillada con lo que vi. Él estaba totalmente desnudo sobre mí, su piel era hermosa y su cuerpo… perfecto, un gemido salió de mi boca y lo ahogue rápidamente con el dorso de mi mano.


-¿Qué haces?- le pregunto impactada.


-Srta. Swan esta noche te hare el amor, asi podrás comparar, aunque no creo que antes de esta noche hayas tenido más que sexo- me dice mientras termina de desnudarme.


-Pero, ¿estás seguro?- digo sin entender nada.


-Tan seguro, como que estoy aquí para quedarme, basta de pavadas, voy a luchar por lo que es mío y lo hare sucio, muy sucio, tal como juega el enemigo.- me dice sin parar de mirar mi cuerpo cuando me saca el sostén. Edward me mira embelesado sus ojos están ardiendo.


Mis ojos no daban crédito a lo que estaba sucediendo, entonces el empezó una suave danza sobre todo mi cuerpo, mientras repetía en mi oído, “tú eres solo mía, y yo esta noche seré todo tuyo”.


Dios como espere este momento, mi cuerpo aún estaba tibio y olía a lobo, pero a él parecía importarle poco, gemía tan fuerte que toda la noche temí que Charly despertara. Por fin estaba sucediendo… Por fin.

----------------------------------------------------------------------------------------------------------
Chicas, perdonen el retraso pero tuve que leer este fic desde el principio para retomar la inspiracion, se que hace seis meses que no escribia nada, pero creo que la cosa se empieza a poner buena señores!!!, en Luna Nueva jamas hubo pelea, pues tal vez aqui si haya algun enfrentamiento, o tal vez nada suceda como esperamos, ¿quien sabe lo que mi loca imaginacion este planificando?, un beso mis chicas, ojala les guste, COMENTEN!!!!

11 comentarios:

coki cullen dijo...

dios menos mal!!! por fin se atrevio!!!! ...haber ahora que hace jacob...jejeje

kdekrizia dijo...

Hola Coka, ya era hora de leer algo de este fic. Casi no recordaba la trama y he tenido que volver a leer los capis anteriores. Me recordó que me encantaba su historia, aunque casi la olvido.
Menos mal que este Edward ha decidido pasar a la acción, ya veremos como reacciona Jacob.
La actitud de Bella sigue siendo tan particular como siempre.

Anónimo dijo...

Ya hacia falta esta historia con tanta emocion y pasion! Increiblee! Escribes magia cokaaa! Saludos, Ma Veronica.

Sissy dijo...

Amiga!!!
Ufffff! Calor!!!!
Verdad que el Señor Grey ayuda mucho a inspirarse cuando de la materia se trata???? JAJAJAJAJAJA!
Yo estaba leyendo ese libro justo cuando escribí el capítulo 27, el reencuentro... (me ruborizo de risa y placer. Ejem... Tú me dirás si entiendes a lo que me refiero. JAJAJAJAJAJAJA!
Muy buen capi! Siempre me ha caído mal el hecho de que Edward no luchó por su Bella contra Jacob por puritano. Sí, sí... Es de otra época, pero la carne era débil también es ese siglo, seguramente. Y eso de leer mentes y saber lo que piensan otros al respecto... Pues! Urrr! Hummm...! je je je
Me muero por leer el próximo capítulo y saber que pasa.
Besos!!!

Sissy

nydia dijo...

OMG valio la espera me fascino este capitulo y ya era hora de que Edward no se quedara atras ,me encantoooo...Gracias nena sigue asi...

Bell.mary dijo...

Ufffffff Excelente capitulo valio la pena la espera, ya tenia ganas de leer algo de esta historia que me encanta,,,,,,,por fin Edward entendio que tenia que luchar con todas sus armas para ganarle a Jacob, ese fue siempre el problema nunca se dejo llevar por lo que sentia por ella y vino otro mas listo a darle lo que ella tanto pedia, solo queria sentir a esa persona que amaba tanto,,,,, muero por leer el siguiente capitulo, mee encanta que Edward ya decidio no dejarse quitar lo que es suyo......Gracias Coka por el capitulo.........Besos

Anónimo dijo...

mmmmm..que exitante...agua...este capítulo esta buenísimo...Martha de Perú

Anónimo dijo...

Por fin cariño, después de tanto,volviste,esperemos que no pasen otros 6 meses,es un poco deprimente, una historia tan buena leída 2 veces por año jajajaja!!!!!!!!!!, bienvenida,besos Amelia

wichelitap dijo...

coka... sorry que recien ahora comente aca, pero es que en mi casa no tenía internet y me conectaba desde mi celular, justo ayer que me robaron el cel, el internet regreso... jajajaja... pero al menos comentaba por el cbox.
Coka, el cap estab increible, la verdad es que creo todas vamos a tar esperando ansiosas el siguiente cap, esperemos no sea muy larga la espera y u imaginación trabaje rapidamente... jejejeje se que suena un poquito egoista, pero nos privaste por mucho tiempo de esta historia...
nos estamos leyendo.
XOXO
wichi

Anónimo dijo...

por dios me tienes al borde de un colapso, alabada sea tu imaginacion wau y mocho mas que wau

maty dijo...

muy bueno coka acabo de leer toda la historia y esta muy buena o mejor dicho buenisima... por fis no tardes de nuevo 6 meses en publicar... por sierto el capitulo 8 no lo puedo ver se selecciona junto con el 9 y solo me aparece el 9... :( muchas felicidades coka tienes una muy buena imaginacion... :D