Seguidores

miércoles, 8 de agosto de 2012

Alfombra Roja- Capitulo 18

Mi historia comienza con un loco sueño que nos llevo a mi y Alexa a juntar peso a peso para estar en la alfombra roja en el estreno de Eclipse, solo para conocer al hombre de nuestros sueños, estariamos alli para verlo pasar, para mirarlo todo lo que duraran esos 10 segundos, todo el esfuerzo lo valian esos 10 segundos, aveces la vida es eterna en 10 segundos.


Pero algo cambio todo, algo que hice lo cambio todo, cambio el curso de mi vida para siempre, y debo agregar que no me arrepiento de nada




La tranquilidad que precede a la tempestad


Diario de Coka...


Esa última noche decidimos que sería distinta, y para hacerla inolvidable esta vez yo cocinaría, decidí hacerle unos espagueti boloñesa, que eran fáciles y rápidos, sobre todo porque era lo único que sabía que me quedaba bien. Él me miraba mientras yo iba y venía por la cocina de manera mecánica, era el típico plato que yo preparaba cuando tenía hambre y que siempre me apetecía, por lo que solo a ratos interrumpía mi labor, preguntándole a Rob por la ubicación de ciertos ingredientes. Él apoyado en el mesón sin decir nada señalaba con el dedo sonriendo.


-Mira, parece que no eres del todo inútil- decía riendo con los ojos entrecerrados, aguantando la carcajada.


-Mmm,… buena broma, gracias es muy estimulante tu apoyo- le respondía sin mirarlo.


-Sabes, me parece que te ves muy sexy cocinando, y si hacemos un paréntesis, dijo tomándome desde atrás y mordiendo mi cuello.


-Noo , esto debe servirse y comerse rápido o se arruinara- le dije sin dejar mi preparación.


-Pues lo que yo te quiero dar, también debe comerse caliente, porque se enfría- me dijo en el momento que ambos soltábamos una carcajada.


-Pero esto sé que no lo has probado antes, se paciente, te juro que tendrás tu recompensa- le dije mientras le cerraba un ojo.


Al fin serví la mesa y comimos muy a gusto mientras nos reíamos de algunas cosas triviales, que recordábamos de los últimos días.


-Entonces, ¿que debo llevar a Vancouver?- le dije de pronto.


-Pues no te preocupes tu equipaje ya está listo y esperándote, pasaremos por el hotel solo dos días para las ultimas tomas que quieren repetir y luego nos vamos- me dijo mientras serbia café de grano para ambos.


-¿Cómo que mi equipaje está listo?, pero si solo traje ropa de verano y en Vancouver me imagino debe hacer un frio horroroso, es otoño ¿no?- le pregunte extrañada.


-Si claro, pero Rose ya te compro todo lo necesario para que no pases frio- me dijo mientras buscaba los cigarrillos.


-Pero,… ¿cómo que me compro?, ¿sin que yo viera ni eligiera nada?- le dije con cierta molestia


-Pero Coka, Rose tiene un excelente gusto, ella elige todas mis tenidas para las galas y ya ves que siempre soy elogiado por los diseñadores, yo no tengo ni idea de lo que se lleva o lo que no, ella lo hace todo sola, fue por años la asistente de Madonna, Rose es una crack, tu tranquila estarás hermosa, aunque debo confesar que te prefiero desnuda- me dijo acercándose con esos ojos que yo sabía que buscaban.


Me separe de él y camine.


-Robert, debo dejar algo claro para no tener problemas luego, ella no es mi asistente, es la tuya, no quiero que elija mis bragas, ¿entiendes?, no es por ser pesada pero no puede decirme que me ponga- le solté ahora imperativa.


-Coka, solo lo hizo porque no tendremos tiempo de nada, además esas maletas llegaran desde Nueva York, porque en Brasil imposible comprar ropa tan abrigada como la que necesitas- me dijo acercándose lentamente.


Me senté sin evadir su abrazo.


-Eres una fiera tu niña, solo lo hago para facilitar tu vida, los paparazzi no te habrían dejado comprar a gusto- me dijo mientras comenzaba a besar mi cuello nuevamente- que te parece que te desnude y te saboree un poquito.


El chico era insaciable y yo me dejaba porque ardía a fuego lento en sus manos.


-Esta noche tocaras el cielo, mil veces, me decía mientras se ubicaba en mi escote y saboreaba mis pezones una y otra vez sobre mi polera, volviéndome loca.


Yo gemía, gemía y gemía, mientras me soltaba frases sucias el oído que me ponían a mil. A esas alturas la ropa, la asistente y Vancouver me importaban un comino.


-Eres tan estrecha mi vida, es casi imposible llegar al final, aunque si continuamos pronto entraré sin tanto esfuerzo- sus palabras eran susurros entre sus gemidos. Y yo con ambas manos tomando el respaldo de la cama, mientras el sobre mi aplicaba cada vez más presión para lograr su cometido.


Mis esfuerzos me dejaban exhausta, cuando alcanzaba el orgasmo estaba empapada, porque a pesar del aire acondicionado, nosotros nos quemábamos. Esa noche conté cinco las veces que me hizo levitar y habríamos continuado si no se le hubiese ocurrido que fuéramos a la playa a ver el amanecer.


Nos sentamos en la arena y él me abrazo desde atrás y la sabana nos cubrió a ambos, mientras veíamos despuntar el sol. Mis ojos se cerraban del cansancio que tenía acumulado.


-¿Estas preparada para lo que viene?- dijo Rob de pronto.


-¿Lo que viene?, ¿te refieres a mis padres?- le conteste mirándolo hacia atrás.


-No, jajajaja…eso no me parece tan complicado, como la prensa y toda su locura, todos te perseguirán, las fans, los periodistas, los programas, etc., etc...


-Bueno, será como la vez anterior. Te conté que unas locas incluso me amenazaron de muerte por lo que hice


-¿Hablas en serio?, esas no son fans, son chifladas que buscaron un método para canalizar su locura. De todos modos pensé que eso solo me pasaba a mí


-¿A ti, también te amenazan con eso?, pensé que lo que sentían por ti era devoción. Este mundo está lleno de locos, ¿no sabes lo que fue la vez anterior?- le dije con un poco de resignación


-Pues esta vez será peor, te lo aseguro- me dijo muy seguro


-¿Por qué?- le pregunté.


-Porque serás la novia de Robert Pattinson- me dijo al oído y la frase sonó tan irreal que me quede fría sopesando lo que acababa de decir, sin responder nada, hasta que por fin me salió la voz.


-¿Pues no lo había pensado asi?, ¿tal vez te llenaras de locas intentando besarte pensando que es un buen camino para llegar a ser tu novia?- le dije mientras me carcajeaba.


-Pues con toda esa locura también vendrá otra,… conocer a mis amigos, a mi familia, Lizzy te encantará, es mi hermana-cómplice, yo sé que tú le vas a gustar porque es muy parecida a ti, le gusta decir las cosas de manera frontal y es muy clara con sus sentimientos, los dobleces no van con ella, por eso nunca quiso a Kristen.


-¿Te puedo preguntar algo?- le dije un poco temerosa


-¿Es sobre ella?- dijo resignado.


-Si- respondí


-Eh… bueno,… sabes, la verdad me gustaría que ella no fuera un tema entre nosotros, pero está bien, tienes derecho, después de todo, sé que ella no te lo va hacer fácil- dijo Rob.


-¿Porque terminaron tan enojados, si estaban tan enamorados?- pregunte intentando dilucidar lo que mucha gente ha querido saber, desde que se separaron oficialmente.


-Ella tiene muchos problemas con lo que espera de su vida, su carácter va y viene, un día esta irascible, al otro día te odia y por la tarde muere de amor,… me volvía loco. Y luego está lo de los engaños.


-¿Que engaños?- pregunte sin saber de qué hablaba, nunca se supo nada de eso.


-Ella no puede ser fiel, es caprichosa, debe tener a todo el que quiere y por eso no puede estar atrapada en una relación, dice que es muy joven y le queda mucho por vivir-dijo con un tono muy triste en la voz, que no pude identificar si eran vestigios del amor que le había profesado o era que aún le amaba.


-¿Por eso no podían hacer oficial el romance?- volví a preguntarle.


-Entre otras cosas, Summit no lo permitía tampoco, no quería que la atención se centrara en nosotros y no en Bella y Edward- respondió Rob


-¿Y tú como vivías eso?- le pregunte intentando comprender porque él aceptaba vivir asi.


-Pues no podía hacer mucho, eran las reglas del juego desde un principio, aunque eso no era el problema, ella nunca quiso ser solo mía, sin embargo si yo tan solo miraba o conversaba con alguna chica en el set o en alguna de las premier, era capaz de romper conmigo sin permitirme tan siquiera abrir la boca, aunque le suplicara que no me dejara…mm… recuerdo que solía llamarla durante toda la noche para suplicarle que volviéramos, llorando le pedía que me perdonara, ¡por no hacer nada!,¿sabes? era enfermizo. Recuerdo que una vez una chica que pertenecía al team de maquilladoras de twilight, me pidió un autógrafo, para su hermana pequeña, Kristen que estaba junto a mí en el backstage monto en tal cólera que termino abofeteando a la chica para luego pedirle a la producción que la despidieran, amenazando con retirarse se la película si no lo hacían, fue muy triste e inquietante… no sabes de lo que es capaz para salirse con la suya.


Y yo pensaba, entonces me enviara a partirme la cabeza por lo menos.


-Pero ya no hablemos de ella, ahora estamos solo tú y yo… y el sol- dijo él y yo mire de reojo y los rayos del sol que ya estaban asomándose, era una vista increíble.


Mi mente evoco este momento como uno de los momentos de verdad de mi vida, esto quedaría grabado a fuego en mi memoria.


-¡Este momento es increíble!- dijo él adivinando mis emociones- esto lo recordaré por siempre.


Yo me reí en voz baja, estábamos conectados totalmente.


-Debemos dormir, después de almorzar hay que partir. Las grabaciones se reinician mañana temprano.


Entonces yo nuevamente pensé en ella, ¿Cómo recibiría la noticia?


Después de dormir, partimos rumbo al continente aunque antes volvimos a disfrutar el uno del otro, y fue muy nostálgico porque dejábamos la isla de nuestros sueños para volver a la realidad. Mientras regresábamos yo intentaba sacar la cuenta de cuantas veces habíamos “intimado”, solo para registrarlo en mi diario como un dato picaresco y calcule unas 40 veces más menos, seguro que ya había pasado todos los record de una chica virgen común y corriente. Me reía divertida de mis propios pensamientos.


Cuando llegamos al muelle su agente nos esperaba, yo intente mirar para otro lado avergonzada de saber que ella tenía claro en que habíamos ocupado nuestro tiempo esos diez días, la chica solo hablo dirigiéndose a él, yo podía haber no estado allí, porque a ella le daba lo mismo. Hablaba de mí en tercera persona, diciendo “Coka, tiene todo listo en el hotel”, “Coka llegara primero, y tú luego”, “ya ubicamos al novio de Coka, para pedirle que se junte con ella en el hotel”, fue entonces que Rob interrumpió.


-¡Qué bien!, yo quiero tener una conversación con él- dijo mientras salíamos del embarcadero.


Su agente, le sugirió no acercarse ni a mí, ni a mi supuesto novio hasta salir de Brasil, pero él insistió que yo no pasaría la noche en la pieza con Gerónimo. Ella volvió a la carga diciéndole que si no quería provocar un problema con Kristen allí, que mejor le hiciera caso.


-¡Al cuerno Kristen!, Coka es mi novia y que se entere el mundo entero, y a ese galán de cuarta lo quiero diez minutos antes que lo pongas en un avión de regreso a Chile, ¿ok?, ¿fui claro? Mientras yo pensaba en lo furioso que estaría Gerónimo conmigo y que no perdería la oportunidad de aclararle a Robert como yo me había ofrecido gratuitamente y él amablemente ni me había tocado, yo sentía que el panorama estaba volviéndose bastante oscuro.


La chica asintió con la cabeza, metiéndose en el asiento copiloto del helicóptero y nosotros atrás. El viaje fue tranquilo y yo estaba maravillada con las vistas de ese país tan hermoso.


Cuando bajamos, el ruido del helicóptero que esperaba a Rose, no me dejaba escucharlos pero sé que discutían por las gestualidades de Rob, después de cinco minutos, Rob con las manos en la cintura asentía con molestia.


Bajamos en el ascensor y entramos a la suite de Robert, entonces la agente se despidió, con un “te veo luego, descansa que tienes una cara que dice bastante”, su comentario junto con notar que seguía evitándome me pareció muy impertinente.


Pronto estuvimos solos él y yo.


-Coka, Rose, cree que es mejor que estés en tu cuarto por estos dos días, aunque vendrás a mi cuarto cada noche y dormirás conmigo, debes procurar estar allí durante el día, hasta que nos marchemos.


-¿Pero Gerónimo dónde está?- le pregunte un poco asustada


-Supongo que en tu cuarto, solo te pido que me entiendas amor, si esto sale a la luz aquí, será un infierno para todos, tú solo debes hacer como que el tipo no existe, ¿estoy pidiendo mucho?- me dijo con esos ojos encantadores de culebras, era imposible negarme a cualquier cosa, ya podía pedirme que me tirara por la ventana.


-Él me odiara, estará furioso por haber tenido que quedarse en Brasil- le dije masticando mi molestia.


-Si te dice algo, lo mato y no le pagamos ni un dólar, estará advertido, tu tranquila- me dijo tomando mi cabeza y besándome suavemente.


Ya eran como las cuatro de la tarde, cuando me dijo que debía ir a conceder una entrevista para la TV globo, me pidió que cenáramos juntos y luego me quedara con él. Era extraño estar separados, decidí bajar a mi cuarto, aunque asustada debía ir a buscar mi diario para entretenerme en algo mientras las horas pasaban, mis cosas estaban en esa habitación y después de todo tendría cinco horas para escribir sobre mis días en esa hermosa isla, por lo menos no sería tan aburrido.


Cuando entre a la pieza me percate que no había nadie, solo una nota hoja doblada en el arrimo de la habitación que decía: “Esta noche no llego, nos vemos mañana”. Gerónimo. ¿Dónde estaría él?, tal vez con kristen?, ¿quién sabe?, quizá ella ya se habría aburrido de él. De todas maneras pude descansar y estar tranquila mientras escribía.


Como a las 20:30, mientras me vestía luego de ducharme sonó el telefonillo de la habitación.


-Sí, ¿quién es?- dije.


-Rose- dijo la agente de Rob, sin siquiera saludar.


-Ah, hola Rose- decidí hacerlo yo para que ella se diera cuenta de su falta de educación, pero a ella pareció no importarle.


-Robert no estará en su habitación hasta las 22:00, ¿deseas aun cenar con él o te pido algo al cuarto?- me dijo muy secamente.


-No gracias, lo espero, allí estaré a la hora convenida, ¿Por qué se retrasó?- le pregunte antes que cortara.


-La entrevista fue más extensa de lo pensado, Kristen demoro en llegar- dijo y cortó, sin darme pie para hacerle ni una pregunta más.


Mi mente quedo en shock, estaba con ella, Uff esto sería más difícil de lo que yo pensaba. Me vestí lentamente mientras pensaba en lo duro que era estar lejos de él y decidí terminar mi relato mientras esperaba.


Un cuarto para las diez de la noche, camine por el pasillo y subí a por el ascensor dando la clave “Denali” que me llevo hasta el penthouse, ahí estaba él esperando con un gran beso.


-Te extrañe niña, es muy raro estar lejos de tu cuerpo- me dijo al tiempo que me besaba apasionadamente- Creo que la cena puede esperar ¿no?


Me tomo por debajo de las piernas y en minutos estábamos otra vez amándonos de manera desenfrenada, mi cuerpo lo buscaba con angustiante necesidad. Mientras me fundía bajo su piel, un estúpido “te amo”, se escapó de mi boca, al momento que lo miraba horrorizada como si hubiese escuchado algo terrorífico, tantas veces pensándolo mientras él me hacia el amor y valiéndome de lo que fuera para retener ese pensamiento y finalmente lo había dicho.


¡Estúpida!, ¡estúpida!, pensé y me maldije mil veces.


Él me miro extrañado y luego sonrió.


-Tranquila,… ¿qué pasa?, ¿es tan terrible sentirlo?- me dijo ahora serio.


Me incorpore y lo deje a él acostado a mis espaldas.


-Tengo miedo Robert, esto no es real- le respondí de la manera más honesta que pude.


-¿Porque dices eso?, estamos juntos, esto es especial, es distinto, ¿Qué tiene de malo?, ¿Es tan difícil sentirlo para ti?, ¿Cuál es el problema?- me dijo acercándose a mi costado para mirarme a los ojos.


-Tu- le dije


-¿Yo?- respondió sorprendido


-Tú no eres real Rob, tu eres…eres…un sueño, un sueño de fans chiflada, eres el hombre de mis sueños desde hace mucho antes de conocerte, eres por quien escribía, eres lo que puso pasión a mi vida dormida, eres tantas cosas oníricas…que no puedes ser cierto, esto acabara y yo no podré reparar mi corazón, ¿entiendes?, terminare destrozada…destrozada y enamorada- le dije mientras un suspiro se me escapaba.


-Pues yo soy un hombre Coka, que tengo las mismas necesidades de uno común y corriente entre las cuales esta desear, amar, y soñar, ¿y no sabes cuánto te soñé?- me dijo para dejarme paralizada.


-Yo lo mire extrañada, ahora si mi cabeza era un lio


¿Qué había dicho?, “que soñaba conmigo”, esto sí que era una chifladura tremenda.


-¿Como que me soñaste?, ¿no bromees conmigo?- le suplique.


-Es un secreto que no se si debo contarte.


-Pues ya dijiste la mitad, no se vale tirar la piedra y esconder la mano


-Está bien- dijo poniéndose evocativo- después de toda la locura que se montó en la alfombra roja, en realidad de la locura que tú montaste, te me quedaste en los pensamientos, las cosas con Kristen eran cada vez más insoportables y esa misma semana decidí romper definitivamente con ella, entonces intente distraer mi corazón pensando en otra cosa y te utilice, en realidad tu actitud ayudo mucho, porque eras una chica especial que no esperaba encontrar, no buscabas nada, eras como las chicas que conocí antes de que llegara la fama, y era justo eso era lo que yo quería, alguien normal, alguien que tuviera sentimientos puros, que claramente en esta locura sería imposible encontrar.


-¿Pero y porque yo?, digo ¿debes tener cientos de mujeres intentando acercarse a ti?, ¿conocerte?- le dije ahora sin entender nada.


-Coka aún no entiendes en lo que te estas metiendo, ¿no?, yo no puedo “conocer a nadie”, es muy riesgoso, muchas cosas dependen de mí, mucha gente, mucho dinero que no es mío- me dijo lamentándose.


-Tú te transformaste en esa imagen que idealizamos porque no podemos alcanzar, tu llegaste como un ángel y luego te fuiste, ya te conté como intentamos todo para poder contactarte y te negaste una y otra vez durante meses, estaba desesperado, tenía todo a mi disposición, pero yo quería a una chica en el culo del mundo, que no estaba dispuesta bajo ningún argumento ni dinero a conocerme- me dijo riendo al mismo tiempo que tocaba mi nariz.


-Debo decirte que todo no fue perfecto, una vez que llegaste me confundiste un poco, eras un poco malhumorada y extremadamente sensible, querías saberlo todo y actuabas como si hablaras con tu mejor amigo y yo no podía explicarte que mi situación era especial, que no podía hacer lo que quisiera porque debía seguir ciertos comportamientos que me estaban autoimpuestos y con todo esto, intentaste huir mil veces,… no me lo hiciste fácil niña, yo esperaba a una chica latina y sureña muy dulce y me encontré con una gata arisca- me dijo tirándose sobre mí para volver a nuestros jueguitos íntimos.


Debo confesar que este relato me dejo aún más confundida, jamás podría haber imaginado que cuando soñaba con él en la tristeza de mi habitación, él también lo hacía conmigo o con la imagen que tenia de mí.


Al fin nos levantamos y servimos la cena, yo solo con una polera suya y él en ropa interior. Mientras fumábamos en sobremesa, Robert me dijo que Kristen lo había retenido en la post-entrevista mientras salían del set, diciéndole que su “supuesta nueva conquista”, era una mentirosa.


-¿Sabes que se atrevió a decirme que eras una cría de 19 años?, que me habías mentido y no eras mayor de edad, esta chica está loca, completamente loca, ya sus mentiras están alcanzando niveles mitómanos.


Cuando dijo esto, mis oídos se taparon y un frio cruzo toda mi espina dorsal. Estaba atrapada debía contarle ya la verdad, antes que esta verdad terminara atrapándome a mí.

------------------------------------------------------------------------------------------------------------
Los sueños no son eternos y ahora Coka debera lidiar con la realidad, veamos como naveha en este mar tan turbulento.
Chicas debo decir que volver a escribir tambien me obligo a reinventarme, aun sufro el duelo, aunque el tiempo todo lo cura:¡¡ "Eschuchaste niño"!!...todo pasara...

6 comentarios:

Lourdes dijo...

Coka,
Te quedo genial el capítulo!!!! Lo cierto, es que para muchas chicas Rob es un sueño, no es algo real...y creo que ese sentimiento es muy compartido.
En cuanto a la realidad, he de decirte que la no realidad, es decir, las mentiras que se podrían decir, no duran eternamente...y algún día, como es lógico, se sabría toda la verdad.
Lo único que se pueda esperar es que Rob sea lo más comprensivo de este mundo...aunque entiendo que es muy complicado, sobre todo cuando te enteras por otras personas y no por la persona que quieres...
veremos a ver en que acaba toda esta historia...la verdad, es que ya tengo ganas de seguir leyéndola, jejejjeje :)
En cuanto a ti, como estás???? te encuentras mucho mejor????
Espero que así sea.
Te envío muchos besos y abrazos y toda mi fuerza!!!! :)
Un saludo,
Lourdes

Patricia dijo...

Coka el capi estuvo maravillozo, felicitaciones..
De verdad estoy como vos todavia no puedo creer que la idiota de Kris tenia el hombre mas hermoso en su mano, que le amaba mas que todo, porque eso siempre el dejo muy claro hasta en la forma que la miraba..y esa idiota tiro todo a la basura por un hombre CASADO. es una idiota..
Como me encantaria ser la personaje de esta historia de la ALFOMBRA ROJA me encanta este Rob...

Anónimo dijo...

Que padre te quedo el capítulo Coka, que bueno que ya te estas levantando, recuerda que no importa la caida sino la manera de levantarse, y esperemos que Rob también pronto este mejor y que emerja como el ave fénix ya que el merece una mujer que realmente lo ame solamente a él.

Bell.mary dijo...

Que buen capitulo Coka te quedo super, me imagino lo dificil que fue para ti despues de tan dolorosos hechos volver a escribir esta historia y mas aun abordar el tema de las infidelidades de ella,,,,,, creo que para Coka se vienen dias dificiles ya que por una parte tendra que lidiar con todo lo que significa ser la novia de Robert, pero antes tendra que decirle la verdad antes que las cosas se compliquen mas, porque siempre es mucho mas feo enterarte por terceras personas,,,,,,, y muy cierta la frase que el es un sueño, pero un sueño hecho realidad y por lo mismo es mas dificil creer cierto lo que le esta sucediendo,,,, espero que todo se resuelva de la mejor manera.......
Gracias Coka por el capitulo aun a pesar de lo mal que has estado animicamente por lo sucedido,,,,, como bien se dice el tiempo lo cura todo y de todo corazon espero que Dios le de la fortaleza para superarlo y salir adelante.......Besos y cuidate mucho

Anónimo dijo...

Gracias de nuevo por iluminar nuestros dias con tus historias! aun todas estamos impactadas de lo que esta sucediendo pero lo mejor es lo que pasa y para mi el siempre ha merecido una persona mejor que ella! Saludos, Ma. Veronica

Anónimo dijo...

OHHHH..Que genial es este capitulo...Sigue asi eres una excelente escritora :D